El sismo de magnitud 7.3 registrado frente a las costas de Venezuela también se sintió con gran intensidad en Trinidad y Tobago, donde autoridades revisan si hubo daños materiales o víctimas

Los primeros informes indican que hubo edificios evacuados, trozos de fachadas caídas y productos de tiendas caídos de los exhibidores, luego del sismo que duró aproximadamente un minuto a las 17:31 horas locales (21:31 GMT).

“El país se estremeció”, escribió el periódico Daily Express en su sitio web, donde reseñó que “algunas personas huyeron de sus casas, mientras sonaban las alarmas de los automóviles y el agua chapoteaba en las piscinas”.

Agregó que “el temblor, centrado en Venezuela, también sacudió otras islas del Caribe y partes de Sudamérica”.

Se espera que más tarde las autoridades trinitarias emitan información oficial sobre los daños causados por el movimiento telúrico.

Según medios colombianos, el movimiento se sintió en departamentos como Boyacá y Cundinamarca, Santander y Norte de Santander, este último en límites con Venezuela.

Las autoridades de ambos países aún no registran cifras de víctimas mortales o damnificados por daños materiales.

En Bogotá, varios edificios fueron evacuados, especialmente en el centro de la ciudad, donde se ubican entidades gubernamentales y edificaciones antiguas; de igual manera, las personas fueron obligadas a salir de sus oficinas en el norte de la capital, donde operan importantes empresas financieras.

La pista de aterrizaje del Aeropuerto Internacional El Dorado de Bogotá fue cerrada por algunos minutos para una inspección.

Luego de confirmar que no hubo daños se reanudó el servicio, según indicó la Aeronáutica Civil.

La Autoridad Marítima Colombiana (Dimar) descartó una alerta de tsunami en el Mar Caribe.

Con información de Notimex y DPA.

FJMM