Puerto Rico y Honduras, vulnerables a cambio climático

La mayoría de los contaminantes proceden de actividades humanas. (AP)

Puerto Rico, Honduras y Nicaragua se situaron en el período 2017-2018 entre los diez territorios más vulnerables al cambio climático, según un informe de la ONG Germanwatch presentado este martes en el marco de la Cumbre del Clima (COP24) de Katowice (Polonia).

El Índice de Riesgo Climático Global 2019 difundido hoy por el colectivo ecologista alemán sitúa en lo alto de su ranking a Puerto Rico, Honduras y Myanmar (Birmania), seguidos, en orden decreciente, por Haití, Filipinas, Nicaragua, Bangladesh, Pakistán Vietnam y Dominica.

Puerto Rico y Dominica fueron devastados en otoño de 2017 por el huracán María, que dejó cerca de 3.000 muertos sólo en Puerto Rico.

Que la velocidad de los vientos y las precipitaciones crezca en las tormentas entra dentro de los pronósticos de la ciencia”, aseguró el autor del estudio, David Eckstein.

Sólo en 2017 se contabilizaron más de 11.500 víctimas mortales y más de 375.000 millones de dólares de pérdidas, entre las mayores de las que se tiene registro.

Germanwatch destaca en el informe que en este grupo de diez territorios con “los mayores daños por extremos meteorológicos” hay ocho países en desarrollo clasificados como de renta baja o media baja.

Eckstein avanzó asimismo que el año que viene, “debido a la sequía récord y calor extremo de este año”, Europa seguramente aparecerá en el próximo índice.

Esta clasificación toma datos de daños personales y materiales ocasionados por fenómenos meteorológicos ligados al cambio climático recogidos tanto por la reaseguradora Munich Re como por el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Mapa del cambio climático en el mundo. (ttps://www.germanwatch.org)
Mapa del cambio climático en el mundo. (ttps://www.germanwatch.org)

Mapa del cambio climático en el mundo. (ttps://www.germanwatch.org)

Mientras tanto, con el hashtag #StopSoilPollution, este 5 de diciembre diversas naciones celebrarán el Día Mundial del Suelo y la meta es concientizar a las personas para combatir la polución de la tierra, considerando que 33 por ciento de los suelos del planeta están degradados.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el suelo retiene el triple de carbono que la atmósfera y puede ayudar a luchar contra el cambio climático, además de que 95 por ciento de los alimentos provienen de la tierra.

Mediante la gestión adecuada de los suelos, sería posible atender uno de los problemas más importantes en el ámbito mundial, que es el que alrededor de 815 millones de personas sufren inseguridad alimentaria y aproximadamente 2 mil millones no disponen de alimentos suficientemente nutritivos.

“Esta situación se podría mitigar mediante la gestión adecuada de los suelos”, indicó la FAO en su página de Internet, al recordar la conmemoración de este 5 de diciembre.

Precisó que la degradación de suelos es un problema que puede pasar inadvertido, y apuntó que el incremento de la población mundial, que se espera que alcance los 9 mil millones en 2050, acentuará esta dificultad.

La FAO destacó las cualidades del suelo y abundó que tienen un gran potencial para filtrar y amortiguar los contaminantes, degradando y atenuando los efectos negativos, pero precisó que esta capacidad es finita.

En ese sentido, hizo un llamado a la población, ya que la mayoría de los contaminantes proceden de actividades humanas, como las prácticas agrícolas no sostenibles, las actividades industriales y la minería, los residuos urbanos no tratados y otras prácticas no respetuosas con el medio ambiente.

A medida que la tecnología evoluciona, los científicos son capaces de identificar los contaminantes no detectados anteriormente, pero al mismo tiempo estas mejoras tecnológicas conducen a la liberación de nuevos contaminantes en el medio ambiente”, agregó.

La Unión Internacional de las Ciencias del Suelo (IISS) elaboró una resolución en 2002 proponiendo declarar el 5 de diciembre, Día Mundial del Suelo, con el fin de resaltar su importancia como un componente crítico del sistema natural y su contribución vital al bienestar de la humanidad.

En junio de 2013, la Conferencia de la FAO apoyó de forma unánime este evento.

Con información de EFE y Notimex

AAE