Si alguna vez dijo que no, ahora Pep Guardiola, técnico del Mnachester City y que alguna vez jugó en México, se dice disponible para dirigir a una selección nacional, ya que asegura tiene esa curiosidad.

“Entrenaré a una selección si se me da la oportunidad. Seguro. Me gustaría. Si me quieren y se da el caso estoy decidido a entrenar a una selección. Hay que probarlo y siempre tienes ese punto de curiosidad”.

El extécnico del Barcelona afirma que su vocación por dirigir a un equipo inició desde muy joven, por lo que buscó las mejores opciones para formarse desde que era jugador.

“Con 26 o 27 años ya pensé que quería entrenar. Me fui a Italia porque en aquél momento era la liga más importante. Quise ir a Inglaterra pero no salió”.

Guardiola acepta el gran conocimiento y lo que influyó en su trayectoria Johan Cruyff con su personalidad y firmeza al momento de dirigir.

“Era su presencia con las gafas ‘Rayban y te cagabas’. Era el carisma. Si no estabas de acuerdo a la calle. No sé por qué. Igual es que cuando te dicen desde los dieciséis años que eres el mejor del mundo y te lo crees… Muchas de las teorías que decía igual no se las creía pero te hacía creer que era de esa manera”.

El actual entrenador del Manchester City destacó el cambio en la entidad azulgrana por la llegada de Cruyff. Sobre todo respecto al Real Madrid.

“Veíamos a la Quinta del Bruite que ha sido el mejor Madrid que he visto nunca. Era una delicia verles jugar. Ganaron cinco ligas seguidas. Nosotros nos poníamos contentos porque el Milán de Sacchi les eliminaba de Europa. Nos alegrábamos. Cruyff nos cambió. Veía al Madrid y nos decía que nosotros éramos mejores. Una autoestima que nos levantó. Nos dio fe. Por ejemplo en esas ligas de Tenerife. Nos decía que el Madrid iba a perder en Tenerife. Todo era estrategia”.